Esguince de tobillo | Consejos para la prevención y recuperación

Un esguince de tobillo es una lesión muy común, sobre todo, en el mundo deportivo, y se suele deber a una torcedura brusca, normalmente con el pie hacia afuera. Por ello, los consejos para la prevención y recuperación del esguince de tobillo citados en esta entrada serán de gran ayuda para acelerar el proceso de rehabilitación.

En palabras técnicas podemos hablar de una rotura o desgarro del ligamento que sujeta el tobillo.

Es muy importante saber que si estas lesiones no se curan bien, se podrá producir un problema crónico en un futuro.

Podemos diferenciar los 3 grados de lesión en:

  • Grado I: este es el esguince más leve, no existe desgarro del ligamento. Tiene poca o ninguna inflamación, un dolor variable de corta duración y también puede existir cierta incapacidad al caminar.
  • Grado II: en este grado ya si existe un desgarro del ligamento pero no llega a una rotura total. Este grado puede ser leve o moderado, y si fuese moderado este puede conllevar roturas óseas, por lo que se requiere una inmovilización con una alternativa a la escayola, como son las férulas Fiixit.
  • Grado III: se trata la rotura total del ligamento asociada o no con la rotura del hueso. Requiere tratamiento quirúrgico para la unión del ligamento.

El objetivo de una adecuada recuperación de tobillo es evitar secuelas o tobillos inestables, siendo de suma importancia seguir las recomendaciones de un traumatólogo y conocer el grado en el que se encuentre la lesión:

1. REPOSO:

En el grado I de la lesión, es recomendable un reposo activo, entendiendo este como la realización de la actividad diaria que no conlleve esfuerzo para el tobillo.

Por otro lado, para el grado II y III, si es recomendable el reposo y elevación de la zona, además del uso de muletas.

2. APLICACIÓN DE FRÍO EN LA ZONA:

Para la inflamación y el dolor la aplicación de frío local será de gran ayuda, siempre y cuando lo apliquemos con una capa protectora como la ropa.

Es aconsejable que se realice con la pierna estirada, 2 veces al día durante 10 minutos.

3. POMADAS O GELES:

La utilización de pomadas o geles antinflamatorios son aconsejables para actuar de manera directa en la piel y poder disminuir la inflamación de la zona afectada.

4. EJERCICIOS DE REHABILITACIÓN:

Una parte muy importante durante la recuperación de la zona es realizar ejercicios propios para recuperar la fuerza perdida durante el tiempo de lesión.

Según el grado en el que se encuentre la lesión, se deberán realizar ejercicios isométricos (sin movimiento de la articulación) e isotónicos (con movimiento de la articulación), ejercicios en descarga de movilización articular y de fortalecimiento con bandas elásticas.

Conforme se vaya mejorando, se realizarán ejercicios en carga para ir cargando peso sobre el pie.

Por último, realizar ejercicios propioceptivos serán de gran ayuda para recuperar la estabilidad y seguridad en el apoyo del tobillo (realizar estos ejercicios con una tobillera durante los primeros días).

Es necesario progresar con cautela realizando primero movimientos en el aire de flexo extensión y luego realizando ejercicios en el agua para no perder la movilidad y el tono muscular. Debido a esto, se tiende a evitar la escayola y se recurre a vendajes o férulas que permiten cierta movilidad y contribuyen a una mejora más eficaz.

ESGUINCE DE TOBILLO ferula 3d fiixit

Cabe señalar en primer lugar que tanto el exceso como la falta de ejercicio pueden contribuir a que se produzca una lesión.

Sufrir un esguince de tobillo puede ser causado por los siguientes factores:

  • El deporte practicado sobre terrenos inestables o con giros, como por ejemplo el baloncesto
  • Aumento drástico de la intensidad del entreno
  • El calzado utilizado, la movilidad que le permite al pie y la estabilidad que aportan
  • Nuestra anatomía
  • Personas con retropié varo (talones ligeramente orientados hacia el interior)
  • Esguinces anteriores

Consejos para la recuperación del esguince de tobillo

¿CÓMO PODEMOS PREVENIR LA LESIÓN DE TOBILLO?

Para evitar cualquier tipo de lesión es fundamental realizar ejercicios de calentamiento. Para evitar la lesión de tobillo, además de un correcto calentamiento, es importante usar zapatillas acordes a la pisada y tratar de correr por superficies planas.

Mantener la musculatura de nuestro tobillo estable es fundamentar, teniendo así menos riesgo de sufrir posibles esguinces en un futuro. Además, debemos tener una buena activación de la musculatura de la rodilla y de la cadera.


PÓNGASE EN CONTACTO CON FIIXIT

Si requiere de una férula de inmovilización impresa en 3D para sustituir su escayola de yeso, solo tiene que rellenar el formulario para que podamos informarle acerca del centro adherido más cercano a usted.

Indíquenos su patología y su ciudad, además de cualquier duda que le gustaría resolver acerca de nuestro producto.

952175555

690249257

 

Baños de contraste frío-calor

2 comentarios sobre “Esguince de tobillo | Consejos para la prevención y recuperación

  1. Antonio Gómez

    Buenos días,

    El pasado 9 de septiembre me lesioné el tobillo izquierdo, con el resultado de avulsión del maleolo externo, esguince de grado III y esguince del lado inteno. Actualmente me encuentro escayolado y quisiera información, sobre la posibilidad de una férula para el tratamiento, así como lugar al que debo dirigirme y presupuesto aproximado.

    Muchas gracias.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.